Fiesta del libro

Cuentos escritos desde la realidad

Por:
16 / 09 / 2018

Los escritores Andrés Mauricio Muñoz y Fabio Morábito, hablaron de cómo han llevado la vida y los recuerdos a sus cuentos.

En la voz del escritor Fabio Morábito se escuchó la historia de la triste Llorona, que pide a gritos que se acabe la existencia de la humanidad para descansar. Por su parte, de su más reciente libro, Hay días en que estamos idos (2017), Andrés Mauricio Muñoz leyó dos páginas del cuento Lore, el niño no aparece. A la sazón de narraciones extraordinarias transcurrió la Charla de la Tarde Cuentos populares, cuentos de leyenda, cuentos de amor y de vida, realizada en la 12.ª Fiesta del Libro y la Cultura. Los autores compartieron las anécdotas y memorias que los impulsaron a escribir historias y a aprender a ver la vida a través del filtro de las letras.

Morábito y Muñoz intentaron explicar el poder que tienen los cuentos para acoger tantos elementos de la vida. Cada uno tiene sus modos de concebir una historia y sus estrategias para contarla. Una de ellas es la tendencia de Muñoz de levantarse a las cuatro de la mañana para escribir antes de irse a trabajar. Morábito madruga a las 5:30 a. m., una hora que en su libro El idioma materno define como la hora de los centinelas y los ladrones. Aprovechar las primeras horas del día es solo una primera estrategia que de cierto modo vincula a los dos escritores. Aunque, según dijo Muñoz, de ahora en adelante, lo primero que pensará cuando se despierte será: “Bueno, ¡le llevo hora y media de ventaja a Fabio Morábito!”.

Muñoz habló acerca de la dualidad de su vida profesional: ser ingeniero electrónico y escritor: “Fiestas del Libro como estas me hacen creer, o por lo menos me dan una certeza momentánea, de que el escritor va a devorar al ingeniero. Siento que mi espíritu está más ligado a ser un escritor, a trabajar  la palabra, aunque no me atormenta ser ingeniero”. También, resaltó lo mucho que contribuye la Fiesta al fomento de la creación de nuevos relatos y el poder que pone en manos de los asistentes de confiar en sus propias historias.

Declarándose como un novato en cultura popular, Fabio Morábito, escritor nacido en Egipto y criado en México, habló acerca de la recopilación de 150 cuentos que realizó en cuatro años. Intentando ser fiel a la verdad oral de cada una de esas historias, sus esfuerzos se vieron dirigidos a darle la imagen literaria que estos necesitaban y quedaron plasmados en Cuentos Populares Mexicanos, que fue publicado en el año 2014. “Lo que hice yo, lo han hecho muchos escritores, en muchas partes, en muchas lenguas, esa misión de recopilar historias. Pero en ese trabajo no hay solo que trasladar de la dimensión oral a la tradición escrita, de por sí, supone cambios estilísticos y, además, la intervención del estilo de quien lo hace. De manera que uno tiene que aprender a traicionar esas leyendas para poder devolver esos documentos antropológicos porque, finalmente, son interactivos, son cuentos que se han narrado durante siglos porque entretenían a las personas”, comentó Morábito.

Uno de los retos más grandes para el escritor fue pensar quiénes serían los lectores de estos cuentos. El libro, en su segunda edición, tiene un estilo que se puede asociar con la literatura infantil. Está bellamente ilustrado y la mayoría de los cuentos obedecen a ese mundo fabuloso que atrae tanto a los niños. Para Morábito, “establecer la línea divisoria de hacia quién van dirigidos los cuentos es una decisión editorial, muchas veces mal tomada. Mucha literatura infantil es mala porque se cree que basta simplificar el lenguaje o llenarlo de diminutivos, cuando los niños son, no solo más listos, sino más perversos también”.

Los escritores concluyeron que el poder de los cuentos es que narran situaciones que reflejan lo cotidiano, intentan hacer un mapa del espíritu humano y que ese debería ser el único propósito de quienes se dedican a la escritura. “Caemos en el equívoco de pensar que escribir va a llevar a ser un gran escritor. Hay personas que solo quieren escribir una historia que las mueve sin buscar fama”, afirmó Muñoz.

*Este artículo fue elaborado por el Equipo de Comunicaciones de la Fiesta del Libro y la Cultura. Reproducimos este artículo bajo su autorización. Todos los derechos de reproducción y difusión son de la Fiesta del Libro y la Cultura.